domingo, 13 de septiembre de 2009

LLAMAMIENTO AL XIV CONGRESO DEL PARTIDO COMUNISTA DE VENEZUELA

PARTIDO COMUNISTA DE VENEZUELA COMITÉ CENTRAL
A la militancia comunista, a las y los trabajadores y a todo el pueblo venezolano
LLAMAMIENTO AL XIV CONGRESO NACIONAL DEL PCV
El Partido Comunista de Venezuela (PCV), surgido como respuesta a las profundas contradicciones clasistas en nuestro país y el mundo, ha levantado las banderas patrióticas bolivarianas, del socialismo científico y del internacionalismo proletario, sin claudicar jamás durante sus 78 años de existencia como principal referente de vanguardia orgánica de la clase obrera. Hoy, en el PCV iniciamos el proceso de preparación de nuestro XIV Congreso Nacional.
En pocos momentos de nuestra vida partidaria, como el actual, hemos tenido la oportunidad de desplegar todas nuestras energías e iniciativas para abrirnos paso y cumplir nuestro papel en la vanguardia del proletariado y sus aliados, a fin de liquidar el viejo Estado burgués que aún domina los destinos de nuestro país y avanzar hacia la creación del Estado Democrático Popular Revolucionario.
Asimismo, pocas veces nos habíamos visto en la necesidad histórica de actuar dentro del marco de tan agudas contradicciones en el proceso de confrontación con el enemigo principal de nuestra patria, el imperialismo, y con las viejas y nuevas corrientes de la burguesía, las primeras aliadas sempiternas de las transnacionales imperialistas, y las segundas pujando por consolidar su poder económico y su dominio político.
El sistema capitalista mundial, actualmente en grave crisis, busca sobrevivir por medio de dos mecanismos, ambos con incidencia directa sobre Venezuela: en primer lugar, descargando sobre los países dependientes y los pueblos del mundo, las consecuencias económicas de sus deficiencias estructurales; y en segundo lugar, fomentando, con la complicidad de gobiernos como el de Colombia, el desarrollo de la confrontación armada dirigida a asegurarse el control de los recursos y riquezas del planeta, y a recuperar el grado de influencia que tenía sobre Latinoamérica y otras regiones y que ha venido erosionándose en los últimos años como consecuencia de la lucha de los pueblos por la soberanía y la autodeterminación.
En este contexto de profundización de la lucha de clases, estamos desarrollando consecuentemente nuestra línea política sobre la base de la teoría marxista-leninista, reafirmando la necesidad de la construcción de la amplia alianza nacional antiimperialista, articulando con las diversas clases y fuerzas que coinciden en el propósito de conquistar la liberación nacional, y acumulando fuerzas para avanzar hacia la construcción del socialismo.
Nuestro XIV Congreso se desarrolla en medio de un combate de ideas cuyo desenlace dependerá de la correlación de fuerzas que logremos construir y del fortalecimiento del instrumento político de la clase obrera y sus aliados. El resultado de este deslinde político-ideológico determinará si la actual fase del proceso se orienta definitivamente hacia el socialismo o se pierde en el reformismo, defraudando las aspiraciones populares de profundos cambios.
En esta disyuntiva, corresponde a nuestro Partido desarrollar desde ahora las tareas del proceso del XIV Congreso hasta llegar a su etapa final en agosto del próximo año, no sin antes poner a prueba todo nuestro potencial ideológico, orgánico y político para dar un gran salto cualitativo y cuantitativo en medio de las dificultades, como ya lo hemos hecho en otras oportunidades históricas en que hemos sabido superar intentos de arrinconar y liquidar a nuestro Partido. Por eso, entre otras importantes materias, actualizaremos el Programa del PCV, aprobado por el VI Congreso y que cumplirá 30 años en 2010.
Este Congreso deberá ser una manifestación de la conciencia y la disciplina de Partido, una demostración de honestidad y compromiso, una elevada expresión de solidaridad internacional con organizaciones y pueblos en lucha antiimperialista, y un ejemplo de fraternidad entre los militantes y organismos del PCV.
A la vez, el XIV Congreso deberá ser la más firme y contundente manifestación de la capacidad de depurarnos de vicios internos y decantarnos de prácticas y concepciones erradas que nos impiden avanzar con mayor fuerza, mediante el empleo al máximo de la crítica y la autocrítica y el ejercicio de la más amplia democracia interna, para construir el instrumento político de la revolución venezolana, como lo exigiera nuestro XIII Congreso (Extraordinario).
Será un momento propicio para que el PCV y la Juventud Comunista de Venezuela (JCV) profundicemos nuestra tarea principal: ganar la conciencia de la clase obrera y el pueblo trabajador, sujeto histórico de la revolución, a favor del socialismo científico, única herramienta alternativa de la humanidad para superar el nefasto dominio del capitalismo, a fin de estar en condiciones de asumir las diversas formas de lucha que nos impongan las circunstancias, en defensa de la patria, el internacionalismo y la perspectiva socialista.
Hacemos un llamado a toda la militancia comunista a aportar lo mejor de sí para desarrollar con éxito el XIV Congreso, y contribuir al fortalecimiento de nuestro Partido. Convocamos a ingresar en el PCV a las y los trabajadores, obreros, campesinos, jóvenes e intelectuales que asuman la necesidad de contar con un instrumento político para la conquista del Poder, la transformación revolucionaria de la sociedad y la construcción del Socialismo y el Comunismo.
XXXI PLENO del COMITÉ CENTRAL del PARTIDO COMUNISTA de VENEZUELA - PCV Caracas, 8 y 9 de agosto de 2009.
Fuente: Tribuna Popular/ Edición de/ PrensaPopularSolidaria_ComunistasMiranda (PPS_CM)