lunes, 8 de junio de 2009

PARTIDO COMUNISTA DE VENEZUELA:REDUCCIÓN DE JORNADA LABORAL ES UN DERECHO INDISCUTIBLE

Oscar Figuera, Presidente de la Comisión de Desarrollo social de la AN y Secretario General del Partido Comunista de Venezuela:

PCV: Reducción de jornada laboral es un derecho indiscutible
Caracas, 07 Jun. Tribuna Popular TP/Crédito ABN.- “La Constitución Nacional de 1999 ordena de manera expresa y taxativa que la nueva Ley Orgánica del Trabajo (LOT) debe contener el tema de la reducción de la jornada de trabajo y por eso es una materia que forma parte del debate nacional de manera indiscutible”, manifestó el presidente de la Comisión de Desarrollo Social Integral de la Asamblea Nacional (AN), diputado Oscar Figuera.
El parlamentario sostuvo que el logro de este derecho constitucional constituye una conquista de los trabajadores, puesto que significará liberar un tiempo que estaba dedicado a la producción, para ofrecerlo a promover el desarrollo colectivo de la sociedad y no sólo individual.
“Lo correcto es que el tiempo sea utilizado en actividades voluntarias de gestión pública con fines sociales”, enfatizó el también secretario general del Partido Comunista de Venezuela (PCV).
En ese sentido, agregó que parte del debate se da para que las instituciones públicas y privadas, organizaciones sindicales, consejos comunales y hasta consejos de trabajadores, adopten medidas que faciliten los procesos de formación política, ideológica y cultural de los trabajadores y al mismo tiempo eleven su nivel de conciencia.
“Los trabajadores y trabajadoras deben comprender la importancia del trabajo voluntario como un acto liberador que beneficia a la sociedad en la cual viven. No debe ser asumido como una carga o acto de explotación, en vista que no es una obligación legal sino moral”, explicó el diputado.
Añadió que estas actividades deben ser mecanismos de creación colectiva y social, y servirían también para incorporar nuevos trabajadores a nivel formal en los centros de trabajos.
“Debe concretarse esa ruptura que existe entre el trabajo físico y el intelectual que muchos no comprenden producto de la enajenación de la sociedad capitalista, esa que pretende obligatoriamente un pago por concepto de cualquier actividad, incluso voluntaria”, señaló Figuera.
En relación a las propuestas recogidas en los debates con empresarios, sindicatos e instituciones del Estado, indicó que han surgido muchas, entre ellas la creación de nuevos turnos de trabajo o incluso distribuir
36 horas de trabajo en los cinco días de la semana.
“No obstante, también hay quienes proponen tocar sólo los regímenes especiales donde los trabajadores laboran más de ocho horas diarias, como por ejemplo el caso de los vigilantes, conserjes o empleados domésticos”, reconoció el dirigente.
Sin embargo, quiso dejar claro que desde la comisión parlamentaria actualmente no defienden ninguna propuesta en particular, porque aún cuando tienen criterio propio, prefieren ser un actor que promueva el debate y recoja las opiniones.
“En el momento que hagamos públicas nuestras posiciones podríamos encasillar el debate. Por eso, el esfuerzo fundamental que tenemos ahora es ser un factor recolector las propuestas”, puntualizó Figuera.
La disposición transitoria cuarta, numeral tercero, estipula, entre otros aspectos, que la Ley Orgánica del Trabajo “contemplará un conjunto de normas integrales que regulen la jornada laboral y propendan a su disminución progresiva”.